Renovemos nuestra fe en Jesús

14 1de3 1

Alberto Calderón Ramírez

En el marco de la fiesta titular de la Parroquia del Santo Niño Jesús de la Salud, de Morelia, miles de fieles se congregaron el pasado sábado 28 de abril por la tarde en Catedral, para acompañar a la Imagen del Santo Niño de la Salud, que después de estar tres días en nuestro máximo templo, fue llevado en una magna procesión a su Santuario.

El Párroco P. Antonio Cerda Huante, presidió la Eucaristía en punto de la siete de la tarde en la que, ante todo, señaló que la devoción al Santo Niño se ha extendido a muchos lugares, porque siempre da su auxilio divino a quien lo invoca.

Después de la Santa Misa, la imagen fue colocada en un carro alegórico, y entre música, quema de pólvora y la compañía festiva de miles de fieles, fue llevada por la Avenida Madero hasta su Santuario, en donde fue recibida por otro tanto y puesta a la veneración de los parroquianos.

Al día siguiente, la solemne Concelebración Eucarística fue presidida por el Sr. Arzobispo D. Carlos Garfias Merlos, en compañía del Párroco y una decena de otros sacerdotes, entre ellos los Vicarios, Rectores sufragáneos y el ex Párroco y Sr. Cngo. P. J. Guadalupe Franco Tenorio.

Ante un templo pletórico de religiosas, peregrinos y fieles devotos de esta morelianísima advocación de Jesús Niño, Mons. Garfias dijo en su homilía, comentando el Evangelio del día (la Vid y los Sarmientos), que a nosotros como Iglesia se nos ha venido haciendo patente, en esta Pascua, la presencia de Cristo Resucitado, que nos ofrece su vida nueva. Pero, esta experiencia de fe que nos trae a los pies del Santo Niño de la Salud para expresar que creemos en Cristo Resucitado. Celebrando al Santo Niño de la Salud, renovemos la fe que tenemos en Jesucristo resucitado y perseveremos en su amor.