tumblr m51yln3Ag51rw2l8so1 500

Querido amigo Mac:

¿Cuál será el secreto para vivir con armonía llevando una existencia feliz  y agradable? Contentarse con lo que se tiene  o luchar por conseguir más de lo que necesitas, trabajando como negro para tener los miles de cosas que indican que has obtenido lo que se requiere, para tener lo que actualmente se considera como éxito en nuestra sociedad actual: dinero en abundancia, residencias lujosas, autos llamativos y muy caros, ranchos y cientos de cosas más que indiquen que en el argot de determinado segmento de la sociedad, muestren que “ya llegaron”. Y  la pregunta que surge es: sí, ¿pero a dónde? Porque las cosas que tienes, por muchas que sean no añaden ni un milímetro a tu personalidad ni permiten asumir valores y principios que sirvan para mejorar la esencia de tu ser, lo que se es realmente en la profundidad del alma y lo que irradias hacia los demás en el trato cotidiano, reflejando tu estatura moral y tu disposición para ser una persona que contribuya a mejorar de alguna forma y con tus acciones, hacer más habitable y justo el medio en el que se vive.

Se llega pues a concluir que todo en la vida es relativo, si tu bienestar y felicidad te piden estar conforme con lo que tienes, llevas una vida ordenada y tranquila, tu familia goza de  protección y se adapta a tu estatus social y se siente feliz, ¡qué bien! Pero si tienes la inteligencia y capacidad de contribuir con cosas positivas que mejoren en algún sentido la vida colectiva, tienes la obligación moral de ascender logrando tus sueños y compartiendo con los otros tus éxitos obtenidos.

Lo vital es, creo, tener un ideal al nivel de nuestra capacidad, convertirlo en un sueño y luchar con denuedo para llegar a la cumbre, sin importar las alturas que estemos dispuestos a escalar con el límite de la fuerza e inteligencia de que dispongamos. Recordemos la hermosa frase de  G. K. Chesterton: “Nuestra verdadera vida es cuando estamos despiertos en nuestros sueños; por eso ser mediocre, posiblemente, consiste en estar delante de la grandeza y ¡no darse cuenta!

Sería terrible que nos pasara eso. Entonces, manos a la obra: a edificar nuestro destino y, sin desmayar, emprender el camino, sin que importen los obstáculos que vayamos encontrando y venciéndolos, porque nuestro corazón va por delante hasta alcanzar la victoria. Sabemos que el principio para lograrlo, es aplicar la frase del filósofo  griego Sócrates: “Conócete a ti mismo”. Es la piedra angular del edificio que tenemos que construir para escalar el monte Everest de nuestra alma para lograr la grandeza y dejar una huella luminosa y profunda de nuestro paso por este mundo, dejando a las generaciones futuras un bello ejemplo que pueda servirles de guía para lograr sus anhelos y edificar sus sueños, grandes o pequeños, eso no importa; lo urgente es que cada ser que pase por este planeta lo deje mucho mejor de como lo encontró. Es un hermoso legado, ¿verdad?

Emprendamos pues el camino y, sin desmayos, logremos el anhelo de nuestra vida. El premio llegará. No tengas duda. Recibe todo mi afecto acompañado de un fuerte abrazo. Mac.